Restablecer la contraseña

  • GANA 25€ si nos recomiendas a un amigo que tenga una terraza y la publica en Atiko 👉 ¡Conozco uno!
Resultados de búsqueda

A diferencia de las plataformas virtuales que ofertan alquileres vacacionales por Internet, las reservas que se efectúan a través de Atiko tienen una idiosincrasia eminentemente “festiva”, en la que un grupo de personas se reúne en un espacio relativamente reducido, donde el número de participantes de la reserva puede ser sensiblemente superior a esas otras plataformas, donde la posible creación de ruido puede perturbar el descanso de terceros y, en general, donde cualquier otro comportamiento puede lesionar los intereses del anfitrión y/o sus vecinos.
En buena lógica con lo anterior, resulta recomendable para el anfitrión tomar una serie de precauciones adicionales a las estipuladas en el anuncio publicado en la Web y a aquellas otras recogidas en el Anexo a la Reserva, con el fin de que la experiencia sea positiva para todas las partes y evitar consecuencias indeseables.

Usted como anfitrión es libre de gestionar su reserva como crea conveniente siempre dentro de los límites de los Términos y Condiciones Generales y de las demás leyes aplicables. No obstante, desde Atiko le recomendamos que actúe de manera responsable y transparente con su invitado, en aras de evitar posteriores reclamaciones por los perjuicios que a usted o terceros le pudiera causar el incumplimiento de su invitado durante la reserva.
En primer lugar, le recomendamos que firme el documento Anexo a la Reserva, donde puede estipular, entre otros aspectos, que será condición sine qua non que usted esté presente en todo momento durante el evento. De esta manera, se podrá cerciorar de que su invitado no excede el aforo pactado o que no incumple cualquiera de las demás condiciones estipuladas, como la introducción de mascotas, emisiones de ruido superiores a lo permitido por las ordenanzas urbanas, el respeto en el uso de los enseres y bienes que forman parte del contenido de la terraza y, en general, cualquier otro comportamiento que pueda suponer reclamaciones por su parte tendentes a la retención de la fianza.
Pero también le recomendamos que tome esta precaución si usted actúa como invitado. De esta manera, podrá especificar en el contrato el estado en que se encontraba la reserva en el momento de su entrada a la misma.
En segundo lugar, podrá añadir en ese documento anexo, que se reserva la posibilidad de la captación de fotografías y vídeos que soporten su versión de los hechos ante una eventual solicitud para la detracción de la fianza ante el departamento de reclamaciones de Atiko.
Cuando la reserva esté a punto de concluir, recuerde avisar de tal cuestión con 10 minutos de antelación a su invitado y a sus acompañantes, para evitar retrasos en la salida.

Antes de tomar medidas como la captación de la imagen del invitado o de sus acompañantes a través de dispositivos electrónicos, es preferible moderar o corregir verbalmente su comportamiento.
Solo en caso de desobediencia manifiesta y persistente, será necesario que recurra a esas medidas adicionales y, en último término, a que invite al invitado y sus acompañantes a abandonar su propiedad.